El principal problema con las dietas tradicionales, como ya comentamos en el post anterior, es que el animal puede elegir lo que más le gusta, que casi siempre es inadecuado para su salud. Si logramos acostumbrar al animal a comer lo que nosotros queremos que coma tendremos el éxito asegurado.

 

Periquito con caja de comida

 

El secreto para una buena dieta es la variedad. No hay ninguna fórmula mágica y sencilla para alimentar a un ave, así que debemos dar la mayor variedad posible de algunos alimentos teniendo en cuenta algunas directrices:

• La base de la alimentación (50%) ha de ser un pienso compuesto especialmente para pájaro y de alta calidad. Cuando nos referimos a pienso, hablamos del que tiene el aspecto que aparece en las fotos, no de las mezclas de semillas, Aunque no queremos favorecer a ninguna marca comercial concreta la verdad es que sólo hay unas pocas que ofrecen las mejores garantías, éstas son entre otras: Harrison´s, Kaytee, Zupreem… Sin embargo conviene variar la marca de pienso de vez en cuando.

• La fruta fresca (20%) ha de estar presente todos los días y ha de ser lo más variada posible. La única fruta que hay que evitar es el aguacate, que es muy tóxico para todos los pájaros. Podemos darle todos los tipos de frutas que se nos ocurran: fresa, uvas, kiwi, mango, manzana, pera, naranja, higos, sandía, melón, melocotón, nectarina, paraguayo, ciruela, albaricoque, arándano, plátano, cereza, chirimoya, coco, dátil, frambuesa, granada, grosella, guayaba, guinda, lima, limón, mandarina, mango, maracuyá, membrillo, mora, níspero, papaya, piña, pomelo, etc.

• Las verduras (20%), al igual que la fruta, han de estar presentes todos los días en la mayor variedad posible y a ser posible frescas, sólo lavadas: brócoli, judías verdes, pepino, pimiento, calabacín, tomate, zanahoria, escarola, berzas, repollo, coles, remolacha, nabos, guisantes…y todas las que se os ocurran. Podemos dárselas cocidas sin sal y sin aceite pero es mejor frescas.

• Otros (10%): dentro de éstos “otros” vamos a incluir gran variedad de alimentos que no pueden darse con demasiada frecuencia ni en gran cantidad:

  • o Derivados lácteos sin sal y sin demasiada azúcar: queso fresco sin sal, yogurt…
  • o Legumbres germinadas. Para prepararlas mantener las legumbres en remojo cambiando el agua
  • Cada 2-3 horas hasta que comiencen a germinar. Podemos germinar soja, lentejas, judías, garbanzos…
  • o Pan, galletas sin sal, bizcocho, pasta sin condimentar: dar de forma ocasional.
Foto propiedad de Clínica Veterinaria Madrid Exóticos. Todos los derechos reservados.

 

ALIMENTOS PROHIBIDOS POR SU TOXICIDAD O EFECTO ADVERSO 

  AGUACATE
 CHOCOLATE
 SAL
 LECHE. Se pueden dar derivados de la leche (sin sal) pero no la leche propiamente dicha
 CARNE
 ALCOHOL
 BEBIDAS GASEOSAS

 

Autor: Miguel Gallego                                 Web: Centro Veterinario Madrid Exóticos