El heno es una excelente fuente de fibra, y la parte más importante de la dieta de cualquier conejo. El sistema digestivo del conejo depende de grandes cantidades de heno de fibra indigerible para obtener y mantener una digestión óptima. El heno, por lo tanto, debe estar disponible en todo momento.

La fibra tiene varias funciones importantes:

•    Protege contra el estasis gastrointestinal.

•    Previene el estreñimiento causado por la acumulación de pelo en el intestino.

•    Añade humedad y volumen a las heces.

•    Evita enterotoxemias.

•    Proporciona un equilibrio de bacterias saludables en el ciego.

El tracto digestivo del conejo es capaz de procesar grandes cantidades de alto contenido de fibra  (comida baja en calorías). Una dieta muy pobre en fibra puede causar problemas graves, como disbiosis de la flora bacteriana del sistema digestivo, o diarrea. Se pueden evitar estos problemas ofreciendo al conejo diariamente cantidades ilimitadas  heno.

La calidad del heno es muy importante. Para que un heno sea de buena calidad debe ser áspero, verde, seco, con aroma, y por lo general muy apetitoso. Las alternativas son heno timothy o heno de alfalfa. Es importante que el heno no contenga mucho polvo. Las pequeñas partículas de polvo pueden causar problemas respiratorios. El heno cuanto más verde y fresco sea, será más apetitoso para que lo devore tu mascota.

El heno debe almacenarse en un lugar oscuro y seco. La luz solar directa puede mermar sus vitaminas y minerales.

El heno se puede ofrecer en la cesta de la jaula, un rincón o un comedero. El  que termina en el suelo de la jaula y se empapa de orina o se mezcla con excrementos, debe retirarse tan pronto como sea posible para evitar que crezca moho.

Rellena de heno diferentes lugares de la casa: en cestas de mimbre, rollos de papel higiénico vacíos, y otros recipientes para que tu mascota se divierta. Puede alentar a algunos conejos para comer más heno.

Otro método para aumentar el consumo del heno es poner la paja en el suelo directamente en la jaula del conejo, lejos de su esquinero. De esta manera el heno está siempre disponible, y el conejo puede pastar tranquilamente desde el suelo, como hacen los conejos silvestres.

Autor: Juan Luis Sánchez de León Sierra – Veterinario especializado en animales exóticos

Web: http://veterinarioexoticosmadrid.wordpress.com/