termorregulacion-reptiles

La temperatura es muy importante en el micro hábitat que construimos para nuestros reptiles, un pequeño cambio en los grados puede ponerles enfermos. Cuidado con los cambios bruscos de temperatura en esta época. Vamos a mantener a nuestros reptiles sanos y fuertes.

Este mes de junio está siendo bastante revuelto en cuanto al tiempo: salimos por la mañana con chaqueta y pañuelo al cuello, a mediodía la chaqueta cuelga de nuestro brazo y nosotros estamos con manga corta o tirantes pero por la noche volvemos a necesitar abrigarnos, y para colmo ahora baja la temperatura bastantes grados. Con este tiempo es normal cogerse un resfriado. Nos pasa a nosotros y también a nuestros reptiles, pero en este caso, los culpables somos nosotros. ¿Cómo lo solucionamos?

El problema es que como por el día sentimos caldeado el ambiente, decidimos quitar las fuentes de calor de los terrarios y no nos damos cuenta de que nuestra mascota no es capaz de regular su temperatura interna. Los reptiles son animales de sangre fría y necesitan de ese aporte externo para mantenerse activo y, sobre todo, para evitar enfermedades.

Debemos tener muy claro cuál es el rango de temperatura en el que nuestra mascota debe vivir (depende de la especie). Es fundamental conseguir que la temperatura entre el día y la noche que hay en su terrario, no sea muy brusca. La manera de solucionar esto es colocar una manta térmica para reptiles, una lámpara especial o un cable calefactor que se encenderán cuando su termostato note que baja la temperatura.

Para tener por seguro que estos aparatos están funcionando como queremos podemos colocar un termómetro que nos indique la temperatura máxima y la mínima a la que se llega en el terrario en un día.

www.mascoteros