Los gatos necesitan que su comida incluya carnes, pescados, cereales y agua abundante.

Imagen: Rob Ireton

¿Qué alimentos no pueden faltar en la comida de un gato sano? ¿Cuáles son los ingredientes que necesita ingerir el felino comensal a través de su dieta para crecer fuerte? Y ¿por qué los? En este artículo se responden estas preguntas y se detalla qué seis ingredientes no pueden faltar en la comida del gato con el que se comparte la vida; entre ellos, agua, carnes y pescados, cereales y ciertos minerales y vitaminas esenciales para el felino.

1. El agua no puede faltar en la comida del gato

La escasez de agua en la comida del gato puede causarle graves problemas de salud

El agua es un ingrediente que nunca puede desaparecer de la comida del gato. El cuerpo de un felino está formado en más de 60% de agua, un líquido esencial que le ayuda a mantener sus órganos en buen estado y a que circulen los nutrientes que ingiere a través de la comida hacia los músculos y células que los necesitan.

Aunque la comida ayuda al felino (en parte) a ingerir una proporción del agua que el gato necesita, no es suficiente. El pienso del felino solo contiene entre un 6% y un 10% de humedad, mientras que las latas de alimento para felino pueden alcanzar cerca del 75% de contenido líquido. “Los gatos son animales que tienden a beber menos agua de la que necesitan, por eso hay que ofrecerles una lata de alimento húmedo para gatos a la semana, como complemento a su pienso habitual”, explica la veterinaria Patricia González.

Sin embargo, la humedad de la comida no es suficiente para el gato. “El felino necesita disponer de agua fresca en su recipiente en todo momento; ya que el líquido ayuda al gato a regular su temperatura corporal, eliminar los excrementos, lubricar sus tejidos y favorece que las sales y nutrientes esenciales circulen a través de su cuerpo”, concluye un extenso estudio sobre alimentación del gato de la Universidad de Cornell, en EE. UU.

Una deficiencia de líquido en la comida del gato puede implicar un riesgo grave para la salud del gato: una falta del 10% de agua es capaz de provocar serios daños en el gato. Mientras que si la carencia se prolonga, esta puede provocar la muerte del gato.

2. Proteínas de carnes y pescados en la comida del gato

La comida del gato debe incluir carnes, pescados, y cereales que les aporten fibra

Gatos y perros no son iguales. Aunque esta diferencia salte a la vista y parezca una obviedad, la disparidad es relevante cuando se considera la alimentación del felino comensal. Existen algunas grandes desigualdades. “Los felinos son muy particulares en sus requerimientos nutricionales, por lo que un gato no puede ser alimentado como si fuera un pequeño perro”, advierte el veterinario Allan Paul, de la Universidad de Illinois.

Los gatos son carnívoros estrictos que confían en la carne para obtener los ingredientes que precisan; entre ellos, las proteínas. El pollo, el pavo, la ternera, el pescado y el huevo (no crudo, porque puede perjudicar el metabolismo felino) son fuentes de proteína animal que debe incluir el alimento del gato. ¿Y qué pasa con los perros? También son carnívoros, el can prefiere la carne al pescado, pero son algo más omnívoros que el felino.

“Las proteínas también puede incorporarlas el gato a través de ciertos cereales y vegetales, pero estas son consideradas proteínas menos completas para el felino”, añade la Sociedad contra la Crueldad hacia los Animales.

Ingerir proteínas es para el gato una tarea importante. Los aminoácidos son las partes que constituyen estas proteínas; y algunos de estos aminoácidos son de vital importancia para el felino comensal. Este es el caso de la taurina: “Los gatos no son capaces de sintetizar toda la taurina que necesitan, por lo que necesitan incorporarla a través de los alimentos proteicos”, apuntan estos expertos.

3. Carbohidratos y cereales no pueden faltar en la comida del gato

Los carbohidratos son responsables de proporcionar parte de la energía que necesita el cuerpo del gato. El felino precisa además ingerir carbohidratos a través de su dieta para tareas tan importantes como ofrecer energía al cerebro del gato.

Los alimentos ricos en fibra proporcionan al felino los carbohidratos que precisan. Estos ingredientes incluyen laremolacha y cereales como el maíz, el trigo y el arroz, contenidos frecuentes en los alimentos comerciales para gatos.

4. Grasas de carnes y pescados entre los alimentos del gato

Las grasas son ingredientes fundamentales en la dieta del gato saludable, ya que son su principal fuente de energía. Las grasas ayudan al gato a mantener su temperatura corporal, cuidan de sus órganos y permiten que el cuerpo felino absorba ciertas vitaminas que solo son solubles en estos lípidos.

“La comida del gato debe contener carnes o pescados que le proporcionen la cantidad de grasas y ácidos grasos esenciales que el gato necesita; entre ellos, omega 3 y 6”, añaden los veterinarios de la Universidad Cornell.

5. Vitaminas y minerales en la comida del gato

Imagen: Jamie McCaffrey

 

Las vitaminas, así como los minerales, son los dos últimos ingredientes que no pueden faltar en la comida del gato. No obstante, hay que recordar un clave: minerales y vitaminas deben formar parte de la dieta del gato solo en la cantidad necesaria, no más.

“Esto explica que los suplementos vitamínicos puedan ser peligrosos para el gato; a no ser que hayan sido diagnosticados por su veterinario en circunstancias puntuales”, concluyen estos expertos.

¡Feliz apetito saludable, amigos gatos!

 

 

 

 

Autor:  Eva San Martín                                                  Web: www.consumer.es