¿Cuál es el problema más frecuente?

Casi toda tortuga que entra a consultorio casi siempre son por enfermedades causadas por alimentarlas inadecuadamente y/o por condiciones de alojamiento, manejo o hibernación erróneas.
Las menos de las veces son infecciones directas.

Si la tortuga no puede ver su alimento, no come. Una ceguera por cualquier motivo, temporaria o permanente requerirá alimentación forzada.
Para empezar a comer la tortuga debe calentarse del enfriamiento de la noche, recién entonces empieza a buscar comida.
A toda tortuga se le pone agua fresca y limpia, en lugares y forma en que no pueda volcarla pero que a la vez pueda acceder, por ejemplo por medio de rampas o recipientes con borde a ras de suelo.
Tenga presente que la mayoría de las enfermedades en tortugas se dan por alimentación indecuada.

Problemas veterinarios en tortugas

Típica deformación de caparazón en “pirámides” por alimentación pobre en proteína, note la curvatura de la pata trasera izquierda. Este animalito ha sido muy mal alimentado.

Dentro de lo más frecuente podremos ver: Enfermedades de descalcificación, problemas en las posturas de huevos, pacientes que salen o entran en hibernación inadecuadamente (lo que los descompone), y heridas de todo tipo (ataques por perros, cortes por podadoras de césped, tortugas pisadas por autos, etc).
Casi todas ellas se relacionan al hecho que viven en casas sin amplios espacios verdes (un lote mínimo), más una dieta insuficiente.

Problemas veterinarios en tortugas

Imagen típica de tortuga en estado muy grave, dificultad para respirar, cuello estirado buscando aire, espuma por la boca y nariz. Este paciente requiere internación y cuidado intensivo.

Problemas veterinarios en tortugas

Radiografía de la tortuga anterior, con huevos retenidos por vivir en departamentos y al no tener sitios donde enterrarlos, los retuvo, lo que la descompuso; esta tortuga debió ir a cirugía.

Problemas veterinarios en tortugas

Las tortugas jamás deben convivir con perros JAMASlos accidentes fatales son sumamente frecuentes, aun después de largos años de convivencia.

¿Cómo tratamos médicamente a un paciente?

Tratamos a las tortugas con remedios orales, suero, inyectables, cirugías, prótesis; se les puede hacer análisis de sangre, radiografía, ecografías, cultivos, biopsias y los tratamientos son generalmente mucho más prolongados que en un perro o gato. 

Problemas veterinarios en tortugas

Toma de muestra de sangre y reparación de fractura de mandíbula más aplicación de sonda esofágica, a esta hembra le rompió la mandíbula un macho durante el cortejo.

Como norma los tratamientos completos son prolongados porque el metabolismo de estas especies es lento.

Recuerda que,

LAS TORTUGAS SE HALLAN EN RIESGO DE EXTINCIÓN. Por lo que merecen un cuidado muy dedicado.
Tal y como se las ve hoy la tortuga existe desde la época de los dinosaurios (300.000 años), eso implica que este noble animal nos precede en la historia de nuestro planeta, en la historia de la vida; merecen el respeto de ser testigos de la historia antes de toda otra especie actual y es por acción del hombre que están desapareciendo.

Autor: Jose Luis – Veterinario                                   Web: www.medicivet.com.ar/