El patrón del sueño en los perros

El patrón del sueño en los perros

El patrón de sueño de los perros que duermen con su dueño en un lugar nuevo está influenciado por la relación con su dueño, según el último estudio publicado en la revista Animals por investigadores del Departamento de Etología de la Universidad Eötvös Loránd. Los propietarios pueden decir mucho sobre cuán apegado está su perro a ellos. El apego es un importante mecanismo regulador de la conducta, cuya condición es una preferencia especial hacia la persona de apego.

“El apego de un perro a su dueño es un fenómeno excepcional, porque es muy similar a la relación madre-hijo. El dueño brinda seguridad a los perros y refugio en situaciones peligrosas, tal como una madre brinda a un niño pequeño. Si queremos utilizar al perro como modelo del comportamiento es importante saber si esta similitud en el comportamiento manifestado en situaciones especiales también se puede ver en acción a nivel de nuestras actividades cotidianas. El año pasado, durante un estudio de fMRI, descubrimos que el apego de un perro afecta cuán gratificante es la voz de su dueño. El resultado actual es otra similitud importante en la relación madre-hijo”, dijo Márta Gácsi , investigadora del Grupo de Investigación en Etología Comparada del MTA-ELTE.

Los investigadores han examinado el vínculo especial entre las parejas de dueños de perros en numerosas pruebas de comportamiento, pero aún no en relación con el sueño. ¿esta relación afecta la forma en que los perros duermen en lugares extraños?

Los investigadores buscaron la respuesta examinando simultáneamente el comportamiento y el sueño de los perros. El comportamiento de apego de cuarenta y dos perros de la familia se midió con la Prueba de Situación Extraña desarrollada por investigadores psicólogos, mientras que el sueño de los perros se examinó durante una siesta en el laboratorio del sueño de la universidad (en presencia del dueño, por supuesto).

Esta investigación es la primera en examinar la relación entre el vínculo entre el perro y el dueño y la actividad cerebral de los perros durante el sueño en una situación social libre de tareas. Los investigadores midieron el sueño espontáneo de los perros utilizando un método electroencefalográfico (EEG) completamente indoloro (similar a cómo se usa en humanos).

 

Perro durmiendo

 

«El sueño juega un papel importante en procesos como el aprendizaje, el procesamiento emocional o el desarrollo individual. Cuando una persona (o un perro) duerme, es importante que duerma “bien”, es decir, descansado. La calidad del sueño se puede medir, por ejemplo, por la duración del sueño profundo entre las fases del sueño. Es una pregunta apasionante para investigar cómo el vínculo entre el perro y el dueño afecta la calidad del sueño,por lo tanto, cómo afecta los procesos mencionados anteriormente”, dijo Reicher Vivien , estudiante de doctorado del Departamento de Etología de la ELTE.

Resultó que los perros con puntajes de vinculación más altos pasaban más tiempo en un sueño profundo, que se considera la fase de sueño más reparadora. «Dormir en un lugar nuevo por primera vez puede ser estresante. Pero este resultado sugiere que los perros con puntajes de apego más altos dormían mejor en presencia de sus dueños. Presumiblemente, el dueño significó más seguridad para estos perros, por lo que pudieron relajarse más en el nuevo lugar y así dormir bien». – explica la primera autora de la publicación, Cecília Carreiro , estudiante de doctorado en el Departamento de Etología. El apego de los perros a sus dueños no solo se refleja en su comportamiento, sino también en su sueño.

 

Fuente: Departamento de Etología de la Universidad Eötvös Loránd