Parques para perros en casa

Parque de perros

¿Conoces los parques para perros?

Un elemento muy útil que existe para nuestros amigos  peludos, sobre todo cuando son cachorros, son los parques para perros instalables en casa. Pero, ¿cuáles son los usos que tienen? ¿Son realmente eficientes? En este artículo te lo contamos.

Este es uno de los artículos más útiles que podemos encontrar para nuestros perros, sobre todo si tenemos uno o varios cachorros. Cuando están en época de desarrollo y crecimiento, tienen una energía difícil de contener, los parques para perros nos ayudan a poder controlar a nuestra mascota en un entorno equilibrado y seguro. 

En esta fase, los pequeños peludines mordisquean todo lo que encuentran a su paso ya que  cambian los dientes de leche, por los definitivos. Al dolerle la dentadura, muerden para calmar su dolor de encías, siendo sus objetos preferidos: las zapatillas, muebles etc. 

Podemos utilizar el parque para enseñar al cachorro los objetos y juguetes que sí que son aptos para morder, ya que estará en un espacio totalmente seguro, sin ningún tipo de peligro. Tu perro puede jugar tranquilamente en él.

En esta etapa los cachorros todavía no controlan los horarios para hacer sus necesidades, por lo que también es útil si colocas un empapador para que las realice mientras le enseñas a hacerlo en el lugar que consideres adecuado.

Los parques para perros también se suelen utilizar para entrenamiento de perros adultos. Ofrecen además la posibilidad de tener vigilada a nuestra mascota  mientras estamos realizando tareas en casa, que nos impiden prestar total atención a nuestro amigo canino.

 Materiales más utilizados para los parques de perros

Hay varios tipos de parques para perros. Lo primero que tenemos que tener en cuenta, es que un parque para perros tiene que ser sobre todo resistente y duradero, además de fácil de montar. Hay parques para perros que incluso pueden hacerse extensibles para tener más espacio, simplemente se van añadiendo módulos para ello. Otro de los aspectos a tener en cuenta es el peso, por si tenemos en mente irnos de viaje y queremos llevar el parque para que nuestro perro se sienta como en casa..

A continuación veremos cuáles son los materiales más utilizados en estos cercados.

 

Parques para perros

Parques metálicos para perros

Son parques que se pueden utilizar tanto en interior como en exterior, ya que están realizados para que soporten las inclemencias del tiempo. Están hechos de hierro o de acero recubierto en polvo y las paredes suelen ser altas y fuertes. 

Los puedes encontrar en diferentes tamaños dependiendo de la necesidad que tengas con tu perro. Al ser metálicos, no tienen tanta facilidad de ser transportados como otros parques, pero a su favor hay que decir que son muy duraderos. Tendrás que tener en cuenta el tamaño de tu perro a la hora de elegir uno de ellos para que en el caso de que tu mascota lo empuje no pueda volcar el parque. 

Otra característica que tienen es que en muchos casos se pueden ir añadiendo vallas para hacerlos más grandes sin necesidad de invertir en otro parque. Las formas también son variadas para adaptarse mejor a los espacios: cuadradas, rectangulares, octogonales, etc.

Parques de tela y acero

Estos parques son más ligeros que los metálicos. Suelen estar confeccionados en tela y cuentan con varillas metálicas para la estructura. Son fáciles de montar y desmontar, pero son más frágiles y suelen estar diseñados para perros de menor tamaño y peso.

 Parques de madera para perros

Los parques de madera para perros, suelen tener un estilo más clásico y elegante, aunque hay que considerar varios aspectos si finalmente nos decidimos por un parque de este tipo. 

 

  •       Si es un parque que se va a situar en exteriores descubiertos, se puede ver afectado por las inclemencias del tiempo, recuerda que debe tener un tratamiento especial para que no se deteriore rápidamente.
  •       Si tu perro tiende a morder y a roer, no será el más adecuado para él, ya que podrá roer la madera, causando daños irreparables. Para estos casos sugerimos los tipos de parques para perros, de los que antes hemos hablado.

 

Consejos generales

Si colocas el parque para perros en un jardín, recuerda la importancia de no hacerlo cerca de plantas o flores tóxicas, o que esté en contacto con pesticidas o herbicidas, ya que podrían provocar la exposición de nuestros amigos de 4 patas a estos agentes tóxicos.

Aosom te ofrece una gama amplia de parques para tus perretes, ya sea un cachorro o un perro adulto. Se pueden ajustar al tamaño de tu perro y a la superficie que dispongas para montarlo en casa. Revisa con detalle las características del producto para encontrar el perfecto para tu mascota.

Son parques que ofrecen muy poca o ninguna dificultad a la hora de montarlos, para que desde el primer minuto que lo recibas tu amigo peludo pueda disfrutar de su nueva área de juegos.

 

Autora: Antonia Villalba

Visitas: 6

Compártelo

infoespecies