Evolutivamente los picos de las aves han acabado por adquirir formas que permiten a cada especie conseguir mejor su alimento o adaptarse a su entorno.

Cada especie tiene un pico muy concreto, que a menudo es vital para conseguir identificarla correctamente, y pueden ser de distintas formas y tamaños: gruesos y cortos, largos y delgados, curvados, planos, pequeños, …

Las  diferencias entre los picos de los pinzones de las Galápagos fueron fundamentales para que Charles Darwin planteara la Teoría de la evolución, puesto que observó que para cada isla los pinzones tenían picos muy distintos, concordando con el tipo de alimento que tenían a su alcance: picos más gruesos y fuertes para romper semillas, picos más pequeños para comer insectos, …

Todas las aves sin excepción, tienen pico, pero cada familia e incluso especie lo pueden presentar de forma diferente. Las mandíbulas de un ave recubiertas de láminas corneas, son las responsables de formar el pico. Según el modo de vida del ave, el pico presenta una forma particular adaptado a ella. Este le sirve para conseguir el alimento, construir su nido, arreglarse el plumaje y como defensa. E la base del pico es donde se concentra la fuerza que este ejerce sobre el alimento.

Las aves, presentan diferentes tipos de picos según el alimento que consumen, por ejemplo, algunas aves zancudas poseen picos muy largos, en las que son acuáticas les sirve para atrapar cangrejos, buscar y consumir caracoles y gusanos acuáticos; a las que son terrestres, este pico largo les sirve para desenterrar gusanos o insectos, ya sea de la tierra o de grietas, en troncos podridos o ramas rotas. Las aves rapaces en cambio son carnívoras y usan su pico curvado para desgarrar las presas de un solo bocado.

En las aves granívoras o herbívoras se puede encontrar varias estrategias adaptativas en el pico con doble función, es decir la parte superior generalmente muy curvada que les sirve para extraer la parte carnosa de los frutos o para sujetarlos y la parte inferior del pico, muy fuerte u corta, junto con la base de la parte superior del pico, les sirve para partir la cascara de las semillas, es de anotar que los loros, son de las pocas aves que sujetan con las patas su alimento (semillas) para poderlo preparar para el consumo.

Las aves que tienen una alimentación mixta, han desarrollado una forma particular de pico el cual es puntiagudo para permitirles coger semillas o frutos y a la vez es lo suficientemente largo para facilitarles el acceso a gusanos o insectos.

Algunas aves acuáticas, tienen el pico aserrado con proyecciones del mismo pico a manera de pequeños y numerosos “dientes” con los cuales puede atrapar a presas escurridizas como peces por ejemplo.

No obstante la gran variedad de picos que es posible hallar entre las aves, hay algunos que sobresalen por su especialización, como el del flamenco, este es un pico curvo con la parte superior plana, esto le permite pegarlo contra el fondo en el cual se esta alimentando, luego aspira el agua barrosa donde es posible encontrar microfauna y flora acuática, las cuales son bombeadas hasta que pasen por n sistema de laminillas en la mandíbula superior en donde es filtrada el agua y retenido el alimento, el pato  tiene un sistema similar pero más simple y que además puede utilizar para alimentarse de otras formas.

El pico también puede desempeñar una función en el cortejo por ejemplo los picos de algunas especies sirve para llamar la atención, es el caso de algunas mirlas del género turdus que poseen un pico naranja rojizo con el cual el macho atrae a las hembras.

 

ALGUNOS EJEMPLOS MAS DE PICOS:

 
Picos en forma de gancho: Muy frecuentes sobre todo en aves rapaces, cuya utilidad es desgarrar la carne para poder alimentarse
Picos cortos y fuertes: Diseñados para poder romper semillas sin problemas, como en el Picogordo
Picos para cazar insectos: Acostumbran a ser picos no muy grandes, con los que las aves puedan ser precisas a la hora de cazar insectos.
Picos para filtrar: Algunas especies acuáticas se alimentan de pequeños invertebrados. Por ese motivo poseen picos de tamaño grande que les permiten filtrar una mayor cantidad de agua
Picos para pescar: Las aves que se alimentan de peces e incluso de anfibios suelen tener el pico alargado pero no muy delgado, que les permite pescar sin peligro de que se presa se suelte fácilmente
Picos para comer pequeñas semillas y frutos: Suelen ser picos pequeños y cortos, como el del Herrerillo
Picos para comer invertebrados acuáticos: Muchas especies acuáticas se alimentan de pequeños invertebrados, por lo que suelen tener picos largos y delgados, con gran precisión.
Picos para comer algas y crustáceos de las rocas: Suelen ser picos delgados pero cortos, aunque fuertes.
Picos para alimentarse en la superfície del agua: Picos muy anchos y relativamente largos, ideales para comer algas e invertebrados de la superfície del agua
Picos para agujerear la madera: Un claro ejemplo són los picos picapinos, con sus picos no muy largos, delgados y realmente fuertes. Sirven para hacer agujeros en los troncos, además de alimentarse de pequeños insectos.  

 

 

Web: www.anillasparaaves.com