La malnutrición es la causa del  90% de las enfermedades y la primera causa de mortalidad en las psitácidas 

Hay que tener en cuenta que la causa principal de la malnutrición en aves, y en muchas otras mascotas domésticas denominadas exóticas, es la falta de información. La mayoría de los propietarios de pájaros acuden a una tienda de confianza para adquirir la comida de su animal pero casi siempre reciben el mismo tipo de producto (semillas o mezclas de semillas) sin más explicaciones o a lo sumo algo como: “esto es lo mejor”, “el alimento más completo”, “contiene todo tipo de vitaminas”, “viene reforzado con vitaminas y minerales”. La verdad es que nuestro pájaro va a tener una dieta desequilibrada porque no sabe lo que es mejor para su salud y se comerá lo que más le guste. La clave para alimentar bien a un ave es evitar que el animal elija la comida pues por desgracia la comida más apetitosa para nuestro  pájaro casi siempre es también la más desequilibrada (por ejemplo las semillas). Todo esto lo explicaremos con más detalle en las siguientes páginas.

 

Cotorrita solar - Alimentación en las aves

 

Podríamos decir que todo esto ocurre, a grandes rasgos, por varias razones:

  • La oferta de esos alimentos (por ejemplo mezclas de semillas) es mayor que la de cualquier otro tipo.
  • El coste es mucho menor que en el caso de los piensos (pellets).
  • Generalmente en estos establecimientos no existe personal formado en nutrición y no son capaces de dar una información adecuada a las necesidades de cada pájaro.
  • Los pájaros no pueden conocer cuales son sus necesidades nutricionales.

La malnutrición

La malnutrición afecta a todos los sistemas corporales en mayor o menor medida y puede ser detectada de muchas maneras:

  • Mal estado del plumaje: picaje, plumas rotas o con coloración extraña..
  • Uñas demasiado largas, rotas, débiles o con formas extrañas como por ejemplo en “tirabuzón”.
  • Pico con aspecto “escalonado”, quebradizo. El pico de un ave normal ha de ser simétrico y totalmente liso, sin marcas de ningún tipo y la parte superior e inferior han de coincidir correctamente.
  • Narinas (orificios nasales) con contenido en el interior y sucias.
  • La piel de la cara y las patas ha de ser tersa y suave, sin apariencia seca ni rugosa y sin escamas exuberantes ni heridas o enrojecimiento en las plantas de los pies.
  • Comportamientos y sonidos anormales.
  • Las deficiencias nutricionales parecen acelerar el proceso de envejecimiento de un ave puesto que, entre otras cosas, provocan deshidratación y pérdida de elasticidad en los tejidos.

Frecuentemente éstos y otros signos de malnutrición no son detectados por los propietarios como tales y suelen atribuirse a otras causas cuando en realidad lo que ocurre es que hay una mala alimentación de base.

 

Periquito

 

Para que un ave tenga una vida larga y saludable el valor que tiene una buena dieta es inestimable. Los pájaros que se alimentan con una dieta desequilibrada llegan a estar malnutridos tarde o temprano y esto ocasiona una serie de cambios en su organismo que terminan por afectar a la salud general del ave. El sistema digestivo suele ser el primero que sufre los efectos de la malnutrición, la población bacteriana del tracto digestivo se desequilibra y esto hace que el animal sea más susceptible a infecciones por bacilos gram negativos, levaduras, parásitos… que en un animal sano no provocarían ningún problema. En esta fase podemos observar heces con consistencia diarreica. Esto abre la puerta a otras infecciones, por ejemplo renales, y a problemas relacionados con el sistema inmune que en un ave mal alimentada es más débil y no puede defender correctamente el organismo contra agentes infecciosos como por ejemplo los causantes de la aspergilosis (Aspergillus spp) y de la psitacosis (Chlamydophila psittaci).

Con el tiempo casi todos los órganos de un animal malnutrido mostrarán signos de enfermedad y en casos muy avanzados el daño que sufren algunos es tan severo que puede ser demasiado tarde para salvar la vida del animal o en el mejor de los casos quedar secuelas graves. Todo esto puede ser fácilmente evitado si desde su juventud le ofrecemos a nuestro animal una dieta completa de alta calidad y acudimos al veterinario al menos una vez al año para hacer un chequeo general.

Una visión general de las dietas más comunes y de por qué causan malnutrición

 

Loros, loriquitos, aves

 

Semillas, también llamadas mezclas de semillas, mixturas o – erróneamente – piensos

Las dietas basadas en semillas, aunque éstas estén suplementadas con vitaminas, sencillamente no pueden satisfacer las necesidades nutricionales del ave. Las semillas comúnmente incluidas en éstos alimentos (pipas de girasol, mijo, avena, maíz, etc.) tienen demasiada grasa y escaso contenido proteico en su composición, son deficientes en al menos 32 nutrientes esenciales (calcio, las vitaminas A, D3, B6, B12 y el Selenio son sólo algunos de los más importantes) y además es frecuente encontrar toxinas originadas por hongos microscópicos que crecen en éstos alimentos cuando están almacenados demasiado tiempo o en condiciones inadecuadas. Las toxinas de las que hablamos se llaman aflatoxinas y son las causantes de gran parte de los problemas hepáticos en aves.

 

Vegetales y frutas

Fruta

 

Aunque mucha gente piensa que una buena alimentación es la que está basada en frutas y verduras, estando o no suplementadas con mezclas de semillas, lo cierto es que no es verdad. El hecho es que la mayoría de los 32 nutrientes esenciales de los que hablábamos anteriormente no son aportados por los vegetales y las frutas que podemos dar a nuestro pájaro, puesto que la variedad disponible en los comercios no es suficiente para éstos animales. Las frutas también son unos de los lugares predilectos para el crecimiento de los hongos microscópicos que generan las aflatoxinas, por eso es importante dar fruta fresca y retirar la sobrante diariamente.

 

Comida de personas

Hay muchos motivos por los que no se debe ofrecer nuestra comida diaria a un pájaro. Para que nos hagamos una idea la comida de personas tiene demasiada grasa, azúcares refinados, sal, cafeína, harina, glutamato monosódico, todas sustancias que provocan rápidamente OBESIDAD en nuestros pájaros. En muchos pájaros alimentados con éstas dietas nos encontramos patologías muy parecidas a las que ocurren en personas obesas o con dietas incorrectas, como la arterioesclerosis, esteatosis hepática, hipertensión, insuficiencia cardiaca, infartos, diabetes… pero aparecen a una edad más temprana comparada con los seres humanos y sus efectos pueden ser devastadores a corto plazo.

 

Dieta natural

Nos referimos a dietas similares a las que el ave consume en la naturaleza. Como podemos imaginar es imposible emular esas dietas debido a la gran variedad de alimentos exóticos; imposibles de encontrar en el mercado.

 

Piensos compuestos especialmente fabricados para pájaros

Nos referimos a bolitas o croquetitas, en inglés “pellets”, de diferentes formas, bien de un solo color o de varios colores. Éstos piensos -nos referimos a los de alta calidad elaborados por determinadas marcas comerciales- tienen la ventaja de estar fabricados con muy diversos tipos de hortalizas, frutas, cereales, minerales y diversos nutrientes esenciales cuya mezcla en determinadas cantidades se sabe que minimiza el riesgo de padecer los problemas asociados a la malnutrición, es decir, contienen amplia variedad de alimentos y son bastante equilibrados. Otra ventaja es que el animal no puede escoger lo que más le guste porque todos los pellets de pienso son nutricionalmente iguales.

Sin embargo una dieta basada únicamente en pienso no es totalmente equilibrada porque hasta la fecha no existe ningún pienso específico para cada especie de ave que reúna todas las condiciones nutritivas.

Algunos ejemplos del aspecto que tienen  los piensos compuestos para pájaros. En realidad el color vistoso de algunos piensos no implica que el animal lo acepte mejor. Algunas de las mejores marcas son Harrison´s, Kaytee, Zupreem y PretyBird.

 


 

Autor: Miguel Gallego                                 Web: Centro Veterinario Madrid Exóticos