Autor:  Hernán  Dueñas B.                                            Web: www.petsalud.cl

 

Introducción

GarrapataLa erlichiosis es una enfermedad causada por una bacteria llamada Ehrlichia, y se transmite a los humanos y animales principalmente por la picadura de garrapatas, y según algunos médicos veterinarios, por cualquier otro hematófago, es decir, insectos como las pulgas, los jejenes, los zancudos y los tábanos. Se diagnostica a través de una prueba de sangre. Los hallazgos en laboratorio pueden incluir una baja cantidad de células blancas y plaquetas, e incluso, una función hepática anormal

Características

Es una zoonosis
Es un parasito intracelular
El vector es la garrapata café del perro
El animal presenta fiere, anemia y ganglios aumentados de volumen. (generalmente)
Es una enfermedad bacteriana producida por un parásito intracelular llamado erlichia canis, se le conoce como: Tifus canino, fiebre hemorrágica canina, síndrome linfohemorrágico idiopático, pancitopenia tropical canina, enfermedad del perro rastreador.
Hasta el momento se sabe que la trasmite la garrapata café (vector) del perro, rhipicephalus sanguineus.

Es de importancia en la médicina humana ya que es una Zoonosis.

Signos clínicos

Se reconocen 3 fases de la enfermedad: aguda, subaguda y crónica, la cual se puede presentar en formas moderada y severa.
Los signos clínicos presentes en general son bastantes inespecíficos, fiebre muy alta, aumento de ganglios, anemia, signos neurológicos, ceguera etc.
En la forma crónica severa (es la mas común) se desarrolla un cuadro clínico característico de hemorragias (coaugulopatías), anemia, fiebre y linfodenomegalia (ganglios aumentados de tamaño)

Diagnóstico

El diagnóstico de Erlichiosis canina con frecuencia puede resultar difícil debido a que muchos signos clínicos asociados con la enfermedad son altamente inespecíficos.
Los signos que nos orientan hacia el diagnóstico de Ehrlichiosis canina tales como tenencia de garrapatas, pueden no estar presente en el momento de la consulta, en un alto porcentaje de pacientes.
El diagnostico habitualmente se llega a través de un análisis de sangre del paciente (frotis sanguíneo).

Tratamiento

El tratamiento consiste principalmente en una antibioticoterapia prolongada, que no siempre responden a la misma.

Prevención

Para prevenir esta enfermedad se recomienda el control estricto de garrapatas, tanto sobre el perro como en el ambiente donde éste habitando.