La obesidad es un problema habitual en las mascotas domésticas. Los animales obesos pueden padecer ciertas enfermedades con más frecuencia que los animales que los que no lo son (por ejemplo enfermedades endocrinas, osteoartrosis, diabetes, enfermedades cardiovasculares, etc.) y su calidad de vida puede verse muy afectada.
En el caso de los conejos, la verdad es que en general para vosotros como propietarios no es sencillo saber si vuestro conejo está o no obeso, así que hoy os vamos a dar algunas pistas que pueden indicarlo:

-Si ofrecemos a nuestro conejo una dieta basada en un pienso tipo muesli o mezcla de semillas es más probable que esté obeso. Lo más importante en una dieta saludable para un conejo es que se alimente principalemente de heno de buena calidad, como hemos indicado en otros post. Además se ha comprobado científicamente que las dietas tipo muesli producen enfermedad dental en los conejos.

-Cuando un conejo está obeso es muy posible que tenga la región trasera un poco sucia con algunas heces blandas pegadas y/o el pelo manchado de orina. Esto ocurre porque la acumulación de grasa en el abdomen ocasiona que el conejo no pueda alcanzar bien su ano con la boca, y eso dificulta tanto que el conejo se acicale la parte trasera como que pueda comerse los cecotrofos (unas heces blandas que se comen directamente del ano), quedándose pegados en el pelo de esa zona. Además se piensa que algunos conejos con una dieta inadecuada no se comen los cecotrofos porque no les saben bien, parece algo lógico. Cuando la suciedad se acumula puede inflamarse e infectarse la piel, es lo que llamamos escaldadura, algo muy difícil de curar.

Pododermatitis conejos

 

  • Muchos conejos con sobrepeso tienen pododermatitis más acusada que los que tienen un peso normal. La pododermatitis es una inflamación de la piel de la planta de los pies que en un principio se observa como una simple pérdida de pelo en la planta del talón pero que puede evolucionar hasta ocasionar infecciones graves de todo el pie, incluidos los huesos, impidiendo que el conejo pueda moverse con normalidad y ocasionando mucho dolor.
  • El peso es un dato difícil de valorar porque depende de la raza y de cada individuo, es decir, un conejo belier puede estar en un peso ideal de 2,5 kg pero ese mismo peso para un conejo enano sería excesivo. El peso puede sernos útil si lo registramos en casa regularmente, por ejemplo una o dos veces a la semana. Es importante hacerlo siempre a la misma hora del día y con la misma váscula para obtener buenos resultados comparativos (los propietarios que hacéis estos controles de peso, nos ayudáis mucho cuando acudís a consulta). Si observamos que nuestro conejo adulto siempre pesa un poco más es muy posible que acabe siendo un conejo obeso, un conejo saludable tendrá siempre un peso parecido, unas semanas unos gramos más y otras unos gramos menos.

Peso conejos

 

 

En definitiva, respecto al tema de la obesidad, tenéis un papel fundamental como cuidadores en la vida de vuestro querido orejotas.

 

Autor: Miguel Gallego                                 Web: Centro Veterinario Madrid Exóticos