Autor: Entregatos

Quizás lo que más distinga al gato de otros animales es su característico “miau”, con el que nuestro gato se comunica expresando emociones, estado de animo, predisposición a pelear o ha aparearse. Entre gatos el maullido sirve a la madre para distinguir a sus hijos de los de otra camada y dentro de la misma. La madre enseña el idioma de “la familia” a sus miembros, así esa camada maullara de una manera determinada y distinta de otras.

El maullido varía de un gato a otro y de una raza a otras ,el siamés por ejemplo se caracteriza por un sonido agudo y penetrante, en tanto al ragdoll es melódico casi como un canto.
El timbre de voz al igual que en las personas va variando con el paso del tiempo, así los cachorros son agudos y persistentes y en un gato viejo apenas perceptibles.

El maullido

gato
Foto propiedad de: www.argentinawarez.com

Es la forma en que también nuestras mascotas se comunican con nosotros:
El “miau” que dice cuando llegamos a casa, el “miau” prolongado que nos hace saber que tiene hambre; el gato también ha creado un lenguaje para nosotros, aunque según el psiquiatra inglés Nicholás Nicastro (Universidad de Cornell) el maullido sería una forma de “manipular” nuestro comportamiento para conseguir caricias, más comida, o llamar nuestra atención. Compartiendo esta opinión esta también doctor Bradshaw, para él esto no es producto de una evolución histórica, sino de un comportamiento aprendido de los gatos al convivir con sus amos, de allí que cada maullido es diferente; al comparar científicamente se descubrió que cada gato maneja una gama de sonidos he intensidades propias y que cada dueño sabe que quieren sus gatos, porque ellos prueban con diferentes sonidos hasta saber cual es el que más le acomoda con su dueño.

El ronroneo

Foto propiedad de: www.laguiago.com
Foto propiedad de: www.laguiago.com

Se pueden reconocer en un gato dieciséis tipos de vocalizaciones. Con ello expresan su alegría, pero también su temor o su miedo.
Cuándo están un tiempo ronroneando de modo más fuerte e intenso quieren comunicar sentimientos o necesidades distintos: hambre, pena, necesidad de afecto, aunque también existe un ronroneo especial para comunicarse con el dueño.

Gruñido o bufido

Foto propiedad de: thehappypet.wordpress.com
Foto propiedad de: thehappypet.wordpress.com

Los gruñidos son un mecanismo de defensa ante la presencia de un enemigo o de algo que les intimida. Sí nos fijamos bien, los gatos en general evitan el enfrentamiento cuerpo a cuerpo y pueden llevarse minutos y hasta horas,entre gruñidos y bufidos.
El bufido es el sonido más característico de defensa que acompaña al erizamiento del pelo, ya que con este gesto, el gato se hace visualmente”más grande” ante la presencia de su adversario.