¿Sabías que los dientes de los roedores y de los lagomorfos no paran de crecer nunca?

Esta es la razón por la que si tienes un animal de este tipo en casa, debes cuidar y prestar atención sobre todo a sus dientes; ya que si no los pulen bien y no comen lo que deben, esto puede provocarles problemas de salud a la larga en sus mandíbulas, por ejemplo.

Por tanto, si quieres cuidar lo mejor posible a tu mascota, es vital que cuides su higiene bucal y alimentación para que tenga una buena calidad de vida, debido a que este es su punto débil. Te desvelamos cómo cuidar los dientes de roedores a continuación.

Dientes roedores

¿Por qué es importante cuidar sus dientes?

Sus incisivos no paran de crecer durante toda su vida, en concreto 2-3 mm por semana. Lo normal es que ellos mismos se los desgasten al roer objetos y friccionar sus dientes. Sin embargo, a veces eso no es suficiente, a muchos empiezan a salirle los dientes torcidos y a crecerle hacia arriba, sin límite, hacia la cabeza.

Esto les impide masticar correctamente, por lo que dejarán de comer; y por otro lado, el crecimiento ilimitado hacia arriba les resultará molesto y doloroso, llegando a la parte del cráneo.

Consejos para cuidar los dientes de tu roedor

Una de las claves para cuidar los dientes de tu roedor es observar su crecimiento ya que cuanto más desgastados estén más sana estará su boca. Veamos qué factores hay que tener en cuenta para el cuidado de su boca.

1. Dales una alimentación sana y adaptada
En otros artículos del blog hemos hablado de la mejor dieta para los conejos y en nuestras redes sociales puedes encontrar consejos sobre roedores.

Dar una dieta adecuada es garantizar la salud del animal en muchos sentidos, incluído el tema de los dientes y la boca. Dar de comer alimentos poco adecuados puede provocar muchos más problemas de los que se cree.

2. Facilítale la ingestión de alimentos ante problemas de salud
Si sus dientes han crecido demasiado y tiene heridas, evita que tu mascota rehúya de comer. Lo mejor que debes hacer es ablandar los alimentos con agua o triturarla para hacer más fácil su masticación y digestión.

En cualquier caso, ante situaciones así no dudes en acudir a tu veterinario habitual. Este profesional sabrá aconsejarte mejor sobre cómo tratar a tu animal y cómo ayudarle a que coma correctamente incluso cuando tiene este tipo de molestias.

3. Ayúdales a que se limen los dientes
Tener heno a su disposición constantemente es clave para que los conejos puedan desgastar sus dientes de manera correcta. Los roedores necesitan más estimulos a la hora de mantener sus dientes limados y en buen estado.

Conocer este tipo de trucos va a ser esencial si quieres cuidar lo dientes de roedores.

4. Revisa con periodicidad la boca del animal
No es frecuente que a un roedor se le rompa un diente, pero si pasa es un indicador de que su alimentación no está siendo buena y seguramente le falte minerales en su dieta. Así que lo más recomendable es que acudas a un veterinario especialista para que le mande un suplemento de vitaminas.

5. No blanquees sus dientes con ningún producto
Sus dientes son amarillos por naturaleza, así que eso no quiere decir que tengan una mala salud bucal. ¡No se los laves o blanquees con ningún producto!

Esperamos que estos consejos te ayuden a velar por la salud bucodental de tu mascota y en concreto por los dientes de roedores para que estos puedan disfrutar de una vida completamente saludable.

 

Autor: Animales Exóticos 24 h.                                        Web: www.animalesexoticos24h.es