Más del 90% de los perros que son abandonados cada año en España no están identificados con microchip, según datos de la Real Sociedad Canina de España (RSCE). Un hecho que dificulta localizar a sus tutores para esclarecer si se han extraviado o han sido abandonados, de modo que se pueda proceder a devolverlos a su familia o poner la sanción preceptiva.

Por ello, la Canina aboga por la universalización de la identificación y por la creación de un registro único de microchips en toda España como estrategia a corto plazo, esencial para frenar y acabar con el abandono. La RSCE ya estableció hace 25 años la obligatoriedad de identificar mediante microchip homologado a todos los perros que se inscriben en su Libro Genealógico (LOE), de forma que los 60.000 cachorros de raza que cada año se suman a dicho registro están debidamente identificados desde el principio, siendo el abandono de «perros LOE» casi inexistente.

Así, pide que la nueva Ley de Protección Animal en la que ya trabaja el Gobierno contemple acciones para promover que la obligatoriedad de la identificación deje de ser testimonial, para ser efectiva, como ya lo es entre los criadores éticos y responsables, pues de los 80.000 perros que se abandonan cada año en España, según los datos de la Fundación Affinity, menos de la mitad encuentra un nuevo hogar, lo que hace que las protectoras y refugios estén saturados y tengan graves problemas para atender a todos estos perros por falta de recursos.

Además, esto permitiría poner las sanciones preceptivas a los infractores, ya que hasta ahora el abandono ha quedado prácticamente impune, y eso es algo que la nueva legislación debe remediar para que esta práctica vaya disminuyendo progresivamente hasta lograr el objetivo de abandono cero.

 

Más del 90% de los perros abandonados en España no están identificados con microchip - Identificación perros

 

Control de camadas

Por otro lado, la RSCE señala que la principal razón del abandono es el nacimiento de camadas incontroladas o indeseadas, lo que da lugar a numerosos perros sin identificar cuyo abandono queda en la mayoría de los casos impune.

Por ello, es fundamental la labor de los criadores responsables y éticos, los cuales están comprometidos no solo con la identificación de sus ejemplares y camadas, sino también con su salud y su bienestar. Eso les convierte en los mejores asesores y consejeros de las personas que deciden poner en su vida un perro e integrarlo en su familia para siempre.

Para el presidente de la Real Sociedad Canina de España, Julián Hernández, el abandonoes un problema muy serio que debe abordarse con medidas a largo plazo. Sobre todo, en el ámbito educativo, para conseguir un cambio de mentalidad en las generaciones más jóvenes. Además, hay que poner en marcha ya medidas a corto plazo que atajen el problema de forma radical, como el endurecimiento de las penas por abandono y maltrato y la identificación universal, con la creación de un registro único para toda España que permita compartir la información entre los diferentes cuerpos de seguridad del Estado, y Colegios Veterinarios, de modo que se pueda identificar cualquier perro que sea abandonado en cualquier parte del país y se pueda proceder a la sanción correspondiente a su tutor”.