Orange Tabby Cat Beside Fawn Short-coated Puppy

 

Entre las compras que nunca deben ser compulsivas, destacan las destinadas a proteger la salud de las personas o de los animales; es el caso del collar que ponemos a nuestro perro o gato alrededor del cuello, para resguardarlo cómodamente de la picadura de pulgas, garrapatas, ácaros, chinches, mosquitos o piojos. Dado que en este sector, uno puede perderse fácilmente ante el maremágnum de productos existentes, hoy te daremos algunas claves para que aciertes en la elección, de manera que la adquisición sea la más adecuada, de acuerdo con las características físicas y ambientales de tu can o felino.

¿Tan importante es el collar? Pues sí, porque su empleo es una de las mejores protecciones que podemos ofrecer a nuestros queridos animales, ya que les ahorra sufrimientos, largos tratamientos y posibles efectos perjudiciales.

Recuerda que depende de ti que tu perro o gato estén a salvo de padecer enfermedades que, en algunos casos, pueden llegar a ser muy graves. Por eso, es fundamental que el uso de antiparasitarios, como el collar, solo o combinado con otros remedios, se convierta en un hábito que no debes pasar por alto.

15 puntos a tener en cuenta

Antes de comprar el collar para tu perro o gato, y para que lo tengas todo bien atado, toma nota

1. Tradicional: El collar es la opción más usada contra los parásitos externos, principalmente en los perros

2. Comodidad: Es el sistema más práctico por su facilidad de uso y sus largos períodos de efectividad.

3. Colocación: Debemos seguir siempre las instrucciones del fabricante de cada collar en concreto; no obstante, lo habitual es que, al ponerlo en el cuello de nuestro animal, dejemos una separación de 2 dedos entre el collar y la piel; luego, si es preciso, cortaremos el trozo sobrante; estará bien puesto si encaja cómodamente en el cuello, hace contacto con la piel y el animal no puede quitárselo; iremos comprobando el ajuste del collar, sobre todo en los cachorros, ya que al estar en fase de crecimiento hay que asegurar que no les apriete.

4. Efectividad: El collar incorpora los principios activos en su matriz, que van liberándose de manera continuada y extendiéndose por el cuerpo del perro o gato; los animales deben llevarlo siempre puesto para que sea realmente efectivo.

5. Ubicación: Los animales que habitan en zonas de la costa mediterránea necesitarán antiparasitarios que alejen a los flebótomos; en lugares donde estos mosquitos son escasos, pueden usarse otros repelentes contra pulgas y garrapatas; para salidas esporádicas por el monte, un spray es muy útil a la hora de reforzar la protección habitual.

6. Protección: Recuerda que no existe ningún producto que, por sí mismo, sea capaz de ofrecer una defensa eficaz frente a todos los parásitos; sólo con la combinación de varios se consigue una seguridad prácticamente total; por ejemplo, un collar contra pulgas, garrapatas y mosquitos, convendría combinarse con un antiparasitario interno o pipeta; ten en cuenta que las pipetas ofrecen una protección altamente eficaz; los collares una seguridad más duradera; y los sprays una defensa inmediata.

7. Duración: Los efectos protectores de los antiparasitarios son variables y pueden perdurar entre 2 semanas y ocho meses; para llevar un control metódico y no dejar a tus animalitos desamparados, es muy práctico colgar un calendario de desparasitación en algún sitio de la casa que tengas a la vista.

8. Edad: El uso de antiparasitarios se desaconseja en los cachorros de menos de 7 semanas; también es inadecuado en gatos menores de 2 meses.

9. Talla: Si el peso del animal es fundamental a la hora de administrarle pastillas y pipetas antiparasitarias, en el caso del collar lo que hay que mirar es la talla porque, según sea el tamaño de tu perro o gato, convendrá una medida pequeña, mediana o grande.

10. Raza: Este es otro de los aspectos a tener en cuenta, pues la vulnerabilidad de cada especie es distinta; algunas sustancias liberadas por el collar pueden ser perjudiciales para determinadas razas de animales; este aspecto es mejor consultarlo con el veterinario.

11. Gestación y lactancia: Ante una perra o gata preñadas, se debe tener un especial cuidado con los antiparasitarios, puesto que no todos son inocuos para ellas; también debemos extremar la vigilancia con las hembras lactantes.

12. Temporada: La época del año más proclive a los ataques de los parásitos y mosquitos suele ser la comprendida entre marzo y octubre; no obstante, conviene tener a buen recaudo a nuestros animales durante todo el año.

13. Combinación: Se recomienda combinar el collar con otros antiparasitarios, especialmente durante la época de mayor actividad parasitaria; igualmente, si los animales viven en un entorno rural o si los llevamos a la montaña.

14. Alergias:  No suelen ser frecuentes, pero algunos componentes pueden provocar alguna reacción molesta, sobre todo en animales muy sensibles; por lo que, una vez se les coloque el antiparasitario, hay que observarlos; si vemos que el animal tiene picores o enrojecimiento de la piel, retiraremos el collar y lavaremos con agua la zona afectada; si los síntomas no remiten, acudiremos al veterinario.

15. Higiene:  El collar libera una sustancia activa que se extiende lentamente por todo el cuerpo del animal; esta sustancia es tóxica, por lo que siempre debemos lavarnos las manos después de tocar a nuestro perro o gato.

Collares contra parásitos externos

En el mercado encontrarás diversas marcas con una amplia gama de antiparasitarios para tu perro o gato. Para muestra, vale un botón, o mejor dicho, algunos ejemplos. Aquí los tienes:

Scalibor, collar exclusivo para perros

  • Protege contra mosquitos y garrapatas durante 6 meses.
  • Eficaz frente a pulgas y el flebótomo de la leishmaniosis durante 4 meses.
  • Puede utilizarse en cachorros a partir de las 7 semanas de vida.
  • Apto para su uso en hembras gestantes y lactantes.
  • Se comercializa en dos tamaño: raza pequeña y mediana, 48 cm y raza grande, 65 cm.

Seresto, de Bayer, collar para perro o gato

  • Eficaz contra pulgas, garrapatas y piojos.
  • Gran durabilidad. Protección larga, de hasta 8 meses, gracias a un sistema continuado de difusión de los principios activos.
  • No apto para hembras lactantes o gestantes.
  • Inodoro y resistente al agua.
  • Comercializan uno para gato de 38 cm, que incorpora un sistema de seguridad para que se desprenda en caso de enganches.
  • Y para perros encontrarás un modelo para razas pequeñas de 38 cm y otro grande de 70 cm que se presenta en una práctica caja metálica.

Trixie Collar para perros grandes

  • Protección frente a pulgas, garrapatas y ácaros.
  • Producto biológico, con componentes vegetales.
  • Para perros a partir de las 12 semanas de edad.
  • Duración de la protección hasta 8 meses.
  • Se comercializa un modelo para perros grandes de 56 cm.

Tabergat, collar para gatos

  • Para todas las razas de gatos, edades y tamaños.
  • Protege contra las especies de pulgas más comunes y otros parásitos.
  • Contiene el principio activo diazinón, de liberación lenta.
  • Cómpralo y protégelo durante 4 meses.

Virbac Preventef, collar para perros y gatos

  • Protección de hasta 5 meses contra pulgas, garrapatas y piojos dependiendo del modelo.
  • Contiene ácidos grasos esenciales y vitamina F.
  • Para gatos mayores de 8 semanas, incluye elástico de seguridad anti enganches.
  • Para perros pequeños, se comercializa un modelo que les protege de pulgas y garrapatas. Y otro especial solo contra pulgas.

Por último, antes de colocar el collar a tus animalitos, lee atentamente el prospecto del producto y consulta cualquier duda con tu veterinario; así evitarás que tu perro o gato sufran cualquier alergia o trastorno.

Web: www.mascoteros.com