“Se ha presentado recientemente el borrador de un nuevo Reglamento para los animales de compañía de la Comunidad de Madrid, que ya está siendo ampliamente criticado en las redes sociales, por parte de las Asociaciones y protectoras y también a nivel político.”

Limitaciones

Casas de acogida de animales en Madrid

Ya no se podrá ir con perros que se consideren peligrosos casi a ningún sitio (instalaciones, establecimientos, medios de transporte, etc. les quedan vedados). Esto solo logra criminalizar a este tipo de razas y que la adopción de los mismos sea cada vez más difícil. En cuanto al número de mascotas, nadie podrá tener más de cinco perros y/o gatos sin contar con una autorización para ello. Si bien podría impedir que haya demasiados animales en sitios que no son adecuados, el fin parece ser meramente recaudatorio, porque las autorizaciones cuestan dinero.

Respecto a la exhibición de mascotas en lugares de venta, la cantidad de perros y gatos que se podrán exponer al público no podrá superar los ocho ejemplares de cada uno. Una medida acertada siempre que el lugar donde están los animales sea adecuado para ellos y visto desde otra perspectiva, si el sitio tiene mucho espacio, se les limitan las opciones.

Casas de acogida de animales en Madrid

Imposiciones Si se tienen animales que son susceptibles de salir a la calle y causar daños, como es el caso de gatos o perros y hasta hurones, los dueños deberán contratar un seguro de “responsabilidad civil”. Esta medida resulta ridícula, puesto que si alguna mascota se “escapa” (algo típico, por ejemplo, en los gatos) y ocasiona un estropicio, será muy difícil probarlo.

Casas de acogida de animales en Madrid

Casas de acogida de animales en Madrid

En caso de poseer animales de los considerados “potencialmente peligrosos”, el nuevo reglamento indica que el mencionado seguro debe superar los 120.000 €, lo cual le implicará al dueño el pago de al menos 86 € anuales adicionales, según datos aportados a ECOticias por una aseguradora. El nuevo reglamento obligaría a que los centros de venta de animales tengan un cuidador, que se ocupe de las mascotas durante las horas en las que el establecimiento está cerrado. Esto crearía empleos, pero debería especificarse que no cualquiera sabe cuidar animales, por lo que habría que contratar personal especializado y no un simple vigilante.

Las casas de acogida son una ayuda muy importante para las protectoras, pero con la excusa de que cada una a de estas entidades debería tener su propio centro de acogida, se prohibiría que los particulares ayudasen teniendo en sus hogares a las mascotas que están en vías de conseguir un hogar, a menos que se les autorice para ello (pago mediante).

Casas de acogida de animales en Madrid

Lo que falta Hace falta una Ley de Protección Nacional, en la que se reconozcan los derechos de los animales, no solamente una serie de medidas limitantes e impositivas. Entre las carencias de este reglamento está la de que no se dice nada del maltrato o del abandono, ni se indican las condiciones adecuadas para tener mascotas, ni se sugiere la esterilización de los animales, para evitar la proliferación de camadas indeseadas, por nombrar solo unas pocas.

Fuente: Naturaleza

Casas de acogida de animales en Madrid

 

Autor: Ecoticias                                                                                       Web: www.ecoticias.com